Image Map

¿Por qué Eva Longoria y Sean Connery tienen casa en Marbella?

9 de noviembre de 2015

Casi todos los gurús del pensamiento positivo coinciden en que, para ser feliz,  hay que conformarse con lo que la vida te da. Me parece un buen consejo, pero...¿por qué no nacería yo en Marbella?. El año pasado, le pedí en mi carta a los Reyes Magos una casita o apartamentito allí ( por pedir que no quede). Supongo que, con esto de la crisis, no tendrían cash suficiente y en su lugar, me dejaron una cámara de fotos monísima. No está mal, ¿no? Con ella puedo fotografiar todos los lugares bonitos de la ciudad donde me gustaría vivir cuando me retire;).

Que Antonio Banderas, la duquesa de Alba, Sean Connery, Eva Longoria o Vicente del Bosque tengan casa en Marbella no puede ser casualidad. Es cierto que hay millones de sitios maravillosos en el mundo...entonces, ¿por qué vienen aquí? Te lo voy a explicar e ilustrar en este post.

La vida en esta ciudad es tranquila, pero a la vez bulliciosa. Igual te encuentras a un lugareño paseando por el casco antiguo que a un ex-presidente del gobierno. (Incluso pude comprobar un día cómo Ana Botella con toda su tropa pedían menos raciones que Juan y yo en el restaurante donde almorzábamos. Una vez más, cuanto más dinero tiene la gente, más roña es).

Tiene un microclima perfecto que hace que las temperaturas en invierno sean muy suaves y no demasiado calurosas en verano. Sus playas son las mejores de la zona oeste de Málaga.
Y de las puestas de sol y los amaneceres ni hablamos, quitan literalmente el sentío. Si quieres ir de tiendas, puedes comprar cualquier prenda de alta costura  y encontrar marcas que no hay en toda Andalucía. (Ejem, no es mi caso...:)))
Sentarte en una terraza de Puerto Banús a tomar un café o una copa es lo más parecido a ir al teatro, tienes el entretenimiento asegurado.
Te he contado las bondades del clima, de sus playas, las puestas de sol y los amaneceres, pero...¿y la gastronomía? Hay una gran oferta de todas las cocinas del mundo pero yo me quedo con los pescados y pescaitos de la tierra, esos que se pescan mientras yo me levanto para fotografiar el amanecer. Un gusto ver los barcos llegar a puerto a primera hora de la mañana.

Conclusión he comprado un cupón para el once del once de la O.N.C.E.. Lo presiento, las estrellas se alinean en el mes de noviembre para mí. Me va a tocar y así podré cumplir la ilusión de mi vida: tener casa en Marbella






































Yo creo que el aire de esta ciudad me sienta bien, ¿o no?